In BLOG, NEWS&FASHION

La corriente asociada al dandi se denomina «dandismo», sin estar claro el origen de la palabra. Parece venir del escocés, pero su procedencia está muy unida a la literatura. Es un anglicismo castellanizado del inglés “dandy”; hombre elegante y refinado.

Los seguidores del dandismo contribuyeron a crear la moda masculina actual, así como el concepto de celebridad, el de derechos de imagen y el de tribu urbana.

Durante la Regencia (1811 – 1820) el arquetipo dandi presentaba un nuevo paradigma para la élite masculina. Buscaban la perfección inspirada en las estatuas griegas. Les gustaba ensalzar las virtudes de su cuerpo con una sastrería impecable que se adaptaba a su anatomía. Los “dandis” eran hombres muy refinados en el vestir, con grandes conocimientos de moda, provenientes de la burguesía, con una fuerte personalidad y poseedores de nuevos valores como la sobriedad o el uso de los avances traídos por la Revolución Industrial. Con posterioridad, este estilo de vida  se iría expandiendo a otras naciones llevado por personas que habían residido en Londres y sobre todo en París.

dandi 1 ph

La vestimenta se componía de chaqueta, pantaloons, pañuelo, camisa, chaleco y botas de caña. Como complementos llevaban sombrero, guantes y bastón.

La chaqueta era cruzada confeccionada en paño de lana. Estaba moldeada en los hombros y cortada por encima de la cintura con objeto de dirigir la atención no sólo al torso, sino también a las piernas. Entre el forro y la tela exterior de la chaqueta llevaban relleno, lo que hacía que el pecho pareciera más ancho. Además, la sisa pequeña colocada hacia atrás forzaba a tirar de los hombros aportando así un aire marcial.

Los pantaloons eran suaves y ceñidos, un cruce entre calzas y pantalones. Eran el punto focal del traje con una costura alta en la entrepierna que se mantenía en su sitio gracias a los tirantes y a una tela elástica por debajo del pie. Estaban claramente inspirados en  prendas de caballería, por eso eran apropiados para practicar la equitación.

El pañuelo era de lino blanco almidonado y se colocaba entre las altas solapas de la chaqueta y anudado por delante. Junto al alto cuello de la camisa, acentuaba la postura erguida. Solía medir más de 30 cm. y había que realizar un número adecuado de dobleces para que quedara bien.

La chaqueta estaba decorada con botones. Se llevaba desabrochada en la parte superior para dejar ver los volantes de la camisa. Era cuadrada por delante para poder lucir el chaleco, de corte similar.

capa ph

El dandismo, además de una tendencia en el vestir, representaba un saber estar y, sobre todo, una actitud ante la vida. Siempre que pensamos en la figura del Dandi nos viene a la mente el poeta inglés Lord Byron, así como el dramaturgo irlandés Oscar Wilde.

Aquí tenemos un retrato de Beau Brummell, obra de Robert Dighton (1805).

retrato ph

Recommended Posts

Leave a Comment

Contacta con nosotros

Estaremos encantados de responder a todas tus dudas, escríbenos un mensaje y nos pondremos en contacto contigo.